8) Libreta #1: Contrastes.

Hormiga.

Arriera va.
 
Por el camino que escogió decidió andar.
 
¡Héy Arriera!
¿A dónde vas?
 
Vamos dímelo, susúrrame al oído la más sutil pista de a qué dirección vas.
 
No sé qué decirte de la libertad…
Me han dicho que se le parece a volar.
No sé qué decirte de rutas, senderos y caminos.
Me han dicho que el movimiento es vida.
No sé qué decirte…
Solo sé que deseo saber tu rumbo.
 
No preguntes la razón, llamémosle curiosidad o algo más.
Pisas suave, sin dejar rastro.
¿De quién huyes?
¿Quién podría encontrarte?
 
Maldito, maldito, mil veces maldito a quien le pases por el lado.
Condenado a no verte más.
No dejas rastro.
Que locura, dicen nunca estuviste por aquí.
 
Arriera vas y tu mirada refleja seguridad.
¿A dónde vas?
¿De dónde vienes?
Afortunado quien persiga una estrella.
 Tú te encuentras a la caza de una constelación.
 
Se vienen los puntos finales y aun no sueltas la lengua.
Se atan los clavos sueltos y tu nada que aflojas.
Incluso sobra tiempo para lanzar una sonrisa al vacío, y dime tu arriera…
¡¿A dónde coños vas?!


F.U.L.A.N.O

Héy.
¡Si, tú!
Vamos… anda, dale.
(Improvisa)
 
7 días la semana y poder jurar que tu domingo es idéntico al anterior.
Toda semana, toda la misma semana.
Todo igual, siempre igual.
 
Que jartera.
 
7 días la semana.
Recurren los mismos rostros.
Frecuentas los mismos lugares.
Contando a toda hora la misma historia.
 
¡¡ABURRIDO!!
 
7 días la semana.
Mira, la rutina te atrapa sin piedad.
Y es que alguien se va a sentar a tu lado y que va, mejor miras el celular.
 
(Improvisa: Toma la salida a la fatídica secuencia)
 
Improvisa a ver que resulta.
Échate una risa.
 Una cana al aire.
 Camina de una buena vez por nuevas rutas.
 
En primer momento:
Se natural.
Simple sin sal.
Solo así te podrás despejar.
 
En segundo momento:
Despega.
Encuentra tu sabor.
Se original.
 
De hacer lo mismo… vamos, mejor hazlo diferente.
 
Improvisa.
¿A qué temes?
 
Todo parece indicar que…
No serás capaz de sentirlo.
Lo bien que se siente mirar de manera particular, sentirse único, singular.


Respuesta.

  ¿A dónde vas?
Corres con tanta intensidad.
 
Regálame tu secreto.
¿Dejarías te acompañe?
 
Te ves tan libre como una luciérnaga al anochecer.
¿Cómo le haces para apagar el temor?
 

 
¿De qué sirve la pena?
¿De qué sirve la vergüenza?
Orgullo y falsas intenciones.
 
Nada se le compara.
Nada es igual.
Tu solo siente el impulso...
Déjalo ser.
 
Déjalo ser a su tiempo, a su medida.

1 Comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s